Datos espaciales por provincias asociados al COVID-19 en España.

El virus no entiende de fronteras, ni de comunidades autónomas.

Mortalidad por todas las causas observada y esperada en la comunidad de Madrid, datos desde enero de 2020 hasta 26 de marzo de 2020

Sin ánimo de crear polémicas, que ya bastante tenemos con lo que estamos pasando en esta crisis del Covid-19, se echa en falta que el Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social publique datos en abierto del Covid-19 para que trabaje la comunidad de análisis de datos en España. El Reglamento General de Protección de Datos europeo no nos dejará llegar a implementaciones como las de Singapur o Japón, que hacen un seguimiento activo de cada positivo, pero si algo mejor que lo que actualmente ofrecen Ministerio y comunidades autonómas.

La poca homogeneidad de los datos a niveles autonómicos, nacional e internacional, no permite hacer análisis con más rigurosidad. A nivel nacional, tampoco ayuda que la información disponible sea por comunidades autonómas, pues aunque las competencias en sanidad estén transferidas a las mismas, el virus no entiende de fronteras administrativas. Además, las estadísticas a nivel de comunidad autonóma muchas veces camuflan significativas deficiencias y desequilibrios intracomunitarios, como es el caso de Andalucía. Un análisis espacial correcto debería hacerse por poblaciones y hospitales, pero ante la inexistencia de estos datos, escogemos la entidad de menor tamaño con datos rastreables en este momento: la provincia.

Los cifras reales deben ser mucho mayores

Los pocos datos que se publican oficialmente con seguridad serán muy inferiores a los reales. Todos los especialistas parecen concluir que en las circunstancias actuales, cuando se practica un insuficiente número de test, el dato más fiable es el número de muertos. La comparación de todas las muertes (Covid-19 y otras) con las tasas de mortalidad históricas del Sistema de Monitorización de la Mortalidad diaria (MoMo; desde 2008) apunta a que los picos observados en estas fechas recientes (Ver gráfico superior) solo pueden corresponder a muertes por Covid-19 no contabilizadas, lo que claramente señala que existen muchos más positivos no detectados.

La colaboración de distintas personas e instituciones está permitiendo que poco a poco empiecen a circular conjuntos de datos más completos, recopilados manualmente de distintas fuentes. Hasta hace pocos días no existía información desagregada por edades y sexos que, ante la escasez de test que se están practicando, son datos que junto a los de muertos y a las estadísticas históricas de mortalidad permitirían una aproximación a los datos reales. Pero lo que siguen faltando en los analisis principales son los datos por provincias: vamos a ello.

Análisis de datos por provincias

A falta de un geoserver público donde subir datos espaciales y actualizarlos subiendo diariamente un único fichero CSV con los datos del día, tal como viene haciendo Johns Hopkins University (JHU) desde el inicio de la crisis, no nos ha quedado más remedio que hacer mapas estáticos. (Adenda 1/4/2020: Implementamos una solución con webgis en carto.com)

La página de JHU está albergada en arcgis.com (ESRI), que también publica datos para España (aunque una versión más pobre y solo por comunidades). El gobierno italiano publica completos datos en abierto en esta misma plataforma, así que confiemos en que el gobierno de España también haga lo propio pronto. Mientras tanto, aquí mostramos algunos mapas con datos a día de hoy 30 de marzo que ofrecen conclusiones preocupantes.

Datos espaciales asociados al Covid 19 en España

Número de camas hospitalarias disponibles por provincias

Antes de empezar hacemos un apunte al método.  Según la fuente que hemos utilizado, las comunidades autónomas de Cataluña y Baleares no ofrecen datos del Covid-19 por provincias, por lo que en los siguientes mapas se muestra su información totalizada en sus comunidades respectivas. Para el resto de comunidades se ofrece la información separada por provincias.

Por comunidades y en valor absoluto, el mayor número de camas disponibles lo encabeza Cataluña, y el menor Andalucía. Por provincias, el análisis de las camas disponibles por cada 1.000 habitantes da un resultado como el que muestra el mapa superior, en el que las provincias andaluzas siguen ocupando los puestos más bajos junto a Toledo y Cuenca. Esta es una de las conclusiones preocupantes de este mapa: la mitad sur peninsular tiene menos infraestructuras sanitarias que la mitad norte, un dato que resulta aún más inquietante al tener también esta mitad sur mayor mortalidad que el norte peninsular, según evidencia el Atlas Nacional de Mortalidad en España (ANDEES) para el periodo 1989-2014.

Datos espaciales asociados al Covid 19 en España

Positivos por provincias

Como informa diariamente el Ministerio, los datos más elevados de Covid-19 en valor absoluto se concentran en las comunidades de Madrid y Cataluña, según muestra el mapa superior. Sin embargo, al poner esta información en relación a la población de cada provincia, se observa que La Palma, Álava, La Rioja y Soria encabezan la lista de mayor número de positivos, como muestra el mapa inferior. No obstante, este dato, tal como se ha dicho anteriormente, no muestra el alcance real de población contagiada por coronavirus, por la insuficiencia de test practicados.
Datos espaciales asociados al Covid 19 en España

Mortalidad por provincias

El mapa inferior muestra el porcentaje de mortalidad contabilizada por Covid-19 por provincias. La Comunidad de Madrid, junto a las provincias de Segovia, Soria y Álava encabezan esta relación.

Torcal de Antequera

Estrés del sistema sanitario asociado a la mortalidad

Como se ha comentado antes, las estadísticas solo están recogiendo parte de las muertes por Covid-19 porque no a todas las personas fallecidas se les hicieron test previos o autopsias. Por otro lado, sabemos que existen protocolos de triaje por el que en casos extremos que demanden ingreso en la UCI, ante la situación de sobrecarga actual, se selecciona para ello un tipo de pacientes frente a otros (tal como hacen en urgencias a la hora de priorizar la atención entre unos u otros). Con esos presupuestos, es de suponer que las muertes por Covid-19 se producen fundamentalmente en hospitales por lo que hemos creido que podría ponerse en relación las muertes por Covid-19 con el número de camas hospitalarias disponibles (públicas y privadas), siendo un indicador (aunque parcial) del estrés del sistema sanitario. Este análisis espacial proporciona el mapa inferior en el que Madrid, Cuenca, y Segovia son las provincias con mayor saturación.

Torcal de Antequera

Conclusiones

El proyecto GIS realizado para crear estos mapas está semi-automatizado para actualizar la información diariamente, aunque no es nuestra intención hacerlo. De todos los mapas publicados en esta entrada, el más revelador y el que nos ha animado a escribir esta publicación es el primero, pues muestra que las provincias más meridionales de España, y en particular las andaluzas, tienen menos recursos sanitarios que las situadas más al norte. Por suerte en las circunstancias actuales estas provincias también tienen los menores índices de mortalidad, lo cual no deja de ser una casualidad en un mundo globalizado como el que tenemos y una región turística como la que somos. Por eso, indigna especialmente ver como Holanda y Alemania están evitando la responsabilidad comunitaria que la UE  debe ejercer para liderar económicamente la salida de esta crisis, en la que Italia y España también son víctimas casuales.

En resumidas cuentas, estos sencillos análisis espaciales de los datos:

  • evidencian que la parte más meridional de España tiene menos camas hospitalarias que la mitad norte.
  • si bien en valores absolutos Madrid y Cataluña tienen el mayor número de positivos diagnosticados hasta este momento (con datos de 29/3/2020), al poner esta información en relación a la población provincial, lo peor  está en Álava, La Rioja, Soria y La Palma.
  • la relación del número de muertos por Covid-19 con la población provincial apunta a que la incidencia mayor se da en Madrid seguida de Segovia.
  • y al poner en relación el número de muertos provinciales con la disponibilidad de camas por provincia, a Madrid y Segovia se añade la situación en Cuenca, que junto a un buen número de provincias andaluzas, tienen significativamente un menor número de camas hospitalarias disponibles respecto a la media. En Andalucía, parece que Granada es la provincia con más elevado estrés sanitario (solo considerando las muertes).

Ante la falta de homogeneidad en los datos no cabe comparar ahora la crisis de España con la de Alemania, Reino Unido o Corea del Sur. Eso vendrá después, con más rigurosidad. Ahora solo queda confiar en nuestro sistema sanitario, agradecer su esfuerzo a quienes están en primera línea peleando contra el coronavirus, celebrar que el confinamiento se está llevando a cabo con tranquilidad y no olvidar para cuando esto pase demandar el aumento en inversión presupuestaria para la Investigación y la Sanidad Pública, que en escenarios como este son las herramientas que permiten solventar mejor cualquier crisis ¡Ánimo a todos!

Referencias:

Últimos proyectos de Cartografía SIG desarrollados